domingo, 14 de junio de 2015

Tarta de galletas

Hoy traigo la clásica, y nunca suficientemente ponderada, tarta de galletas. La he hecho con unas galletas de canela tipo Napolitanas® y con unas natillas de chocolate que he aromatizado también con canela. 

Si no os gusta con tanto chocolate podéis rellenarla de natillas normales. Lo único que tenéis que hacer es retirar el cacao en polvo de la receta. 

He adornado la tarta con gominolas porque me apetecía hacer una foto con colores ya que es muy adecuada para fiestas infantiles pero podéis echarle imaginación y adornarla con lo que más os guste: almendra picada, virutas de chocolate, bolitas de galleta y chocolates, Conguitos®...

He hecho esta tarta unas cuantas veces y he visto que para que el corte quede bonito hay que poner dos filas de galletas juntas entre cada capa de crema. La tarta es mejor que la hagáis de un día para otro, así toma consistencia antes de adornarla.


Ingredientes:
La tarta que he hecho mide 20 cm x 14 cm, pero con un paquete de 500 g de galletas y la cantidad de natillas que salen con los ingredientes, podéis hacerla el doble de grande. Creo que con tres pisos de galletas es suficiente, pero si ponéis otro más no tendréis que cortar las galletas de los laterales porque queda con la altura justa.

Para que no se os rompan las galletas al cortarlas para adornar, tenéis que usar un cuchillo de sierra
  • Un paquete de Galletas de canela (he usado las de Hacendado). 
  • Leche para remojar las galleta.
  • Natillas de chocolate:
    • 500 ml de leche.
    • 2 huevos enteros y una yema.
    • 100 g de azúcar blanco.
    • 50 g de Maizena®.
    • 10 g de cacao en polvo sin azúcar Valor®.
    • Canela en rama, vainilla y peladura de limón para aromatizar la leche.
  • Ganaché de chocolate para la cobertura:
    • 75 g de chocolate Nestlé postres®.
    • 75 g de nata para montar.
  • Gominolas.
Elaboración:
Necesitaremos un molde del tamaño que queramos hacer la tarta y lo forraremos con papel film para poder desmoldarla.

Primero montaremos las capas de galleta con las natillas y las meteremos en la nevera por lo menos 6 horas antes de ponerle la cobertura. 

Hacemos las natillas:
  1. Pondremos a hervir 300 ml de leche con un trozo de canela en rama, un trozo de vaina de vainilla (opcional) y un trozo de peladura de limón. Cuando hierva la retiraremos del fuego, dejaremos que se temple y la colaremos.
  2. En un cuenco batiremos los huevos y la yema con el azúcar.
  3. Mezclaremos la Maizena® con el cacao, le agregaremos los 200 ml de leche que hemos dejado sin calentar y removeremos todo hasta que se quede bien integrado.
  4. Uniremos la mezcla de huevos con la de la Maizena® y le agregaremos poco a poco la leche aromatizada mientras batimos con unas varillas. Coceremos la preparación a fuego no muy alto y removiendo muy bien con las varillas hasta que queden unas natillas espesas y lisas. Habrá un momento que parece que se hacen grumos, seguid removiendo y tomará la consistencia adecuada.
  5. Retiraremos las natillas del fuego y dejaremos que se templen un poco antes de montar la tarta. No conviene que se enfríe mucho la crema porque luego es más difícil extenderla sobre las galletas.
Montaje de la tarta:
  1. Forramos el molde con papel film suficiente para que queden cubiertos los laterales.
  2. Untaremos las galletas de una en una y por los dos lados en leche sin dejar que se ablanden e iremos cubriendo el fondo del molde. Sobre la primera capa pondremos otra de galletas cambiando la dirección de las mismas para darle más consistencia. 
  3. Pondremos una capa de natillas.
  4. Otras dos capas de galletas. 
  5. Otra capa de natillas....así hasta que completéis el número de pisos de galletas que queráis. Y terminaremos con dos capas de galletas.
  6. Meteremos el molde bien tapado con papel film en la nevera por lo menos 6 horas o mejor de un día para otro.
Cobertura de la tarta:
  1. Haremos el ganaché de chocolate calentando al fuego o al microondas la nata sin dejar que hierva. Fuera del fuego le agregaremos el chocolate troceado e iremos removiéndolo hasta que se funda bien. Dejaremos que la cobertura se temple un poco antes de usarla pero no dejaremos que se enfríe.
  2. Cubriremos la superficie de la tarta con el ganaché.
  3. Aplicaremos cobertura a las galletas, que habremos cortado si es preciso, y las iremos pegando a los laterales.
  4. Colocaremos en la superficie las gominolas.


Un libro:
Y para maridar esta tarta para niños una novela de Michael Ende. "Momo"es una crítica a la sociedad en la que vivimos disfrazada de cuento para niños. Ende nos invita a reflexionar sobre el tiempo, la muerte y lo verdaderamente esencial de la vida.
"Lo que la pequeña Momo sabía hacer como nadie era escuchar.Eso no es nada especial, dirá quizás, algún lector:cualquiera sabe escuchar.Pues eso es un error. Muy pocas personas saben escuchar de verdad. Y la manera en que sabía escuchar Momo era única.Momo sabía escuchar de tal manera que a la gente tonta se le ocurrían, de repente, ideas muy inteligentes, No porque dijera o preguntara algo que llevara a los demás a pensar esas ideas, no; simplemente estaba allí y escuchaba con toda su atención y toda simpatía. Mientras tanto miraba al otro con sus grandes ojos negros y el otro en cuestión notaba de inmediato cómo se le ocurrían pensamientos que nunca hubiera creído que estaban en él.(...)
¡Así sabía escuchar Momo!
 Una canción:
Otra vez voy a recomenar una canción de Natalie Merchant, y ya van tres.

"Leave Your Sleep" es un álbum conceptual de Natalie Merchant en el que pone música a poemas y cuentos infantiles. Como ya puse la primera canción en otro dulce, esta vez elijo la segunda. "Equestrienne" está basada en el poema homónimo de Rachel Field´s.


No hay comentarios:

Publicar un comentario